HERMANOS INCOMODOS

Publicado: 11/04/2012 en Uncategorized
Sin que se conozca hasta la fecha cual será su destino político, los secretarios de Coordinación Gubernamental, Gabriel Escalante y de Pesca, David Uribe renunciaron al gabinete. Interesante cuando ambos, salvando los tiempos, coincidencias, generaciones y circunstancias, forman parte de dos familias muy conocidas y cercanas al gobernador Fernando Ortega.
Hoy se sabe que las aspiraciones electorales de Escalante y Uribe estaban fuera de las prioridades electorales de Ortega Bernés. En un primer momento y sin profundizar, pareciera que nombrar a cada uno titular de una Secretaría sería suficiente para demostrar agradecimiento a la lealtad que han ofrecido. 
La pregunta es, ¿La amistad el gobernador lo tenía con la familia Escalante Castillo o con Gabriel? ¿El acuerdo era con la familia Uribe o con David? cada caso es diferente. 
1-Empezando por los patriarcas de las familias, ambos empresarios, el gobernador Fernando Ortega es más cercano a Don Raúl Uribe que a Don Eduardo Escalante. 2-Ortega Bernés ha tenido una relación directa e incondicional con Gabriel Escalante, no con su familia. 3-El gobernador vio crecer a los hijos de la familia Uribe y es más cercano a la familia Uribe-Haydar. 4-Gabriel Escalante en varias oportunidades ha hecho evidente su apoyo y lealtad a Ortega Bernés. 5-Las dos familias, Escalante-Uribe, durante más de una década estuvieron sin presencia pública en los espacios políticos locales. Sus regresos activos a la política y a la administración pública fue previsto y visto de un modo ascendente.
Cuando ambos apellidos ya tienen garantizado su aparición en la boleta electoral del 2012. ¿Qué más falta?
La postulación de Ana Martha Escalante por la alcaldía de Campeche y de Raúl Uribe, hijo, por la diputación local del XV distrito no vinieron a resolver, en ninguno de los dos casos, un tema de inconformidad de los ex titulares del gabiente.
Gabriel Escalante tenía entre sus opciones la nominación al Senado de la República, en su defecto, mantiene su aspiración a presidir el Congreso local. El ex Secretario de Pesca, tenía entre sus opciones la Diputación Federal del II Distrito, en su defecto conservar al interior de su grupo político la postulación de la alcaldía de Champotón. 
Los dos secretarios, renunciaron a sus cargos, hasta el momento, el destino político de los dos es incierto, los dos forman parte cercana y personal a Ortega Bernés y a los dos le han bajado las manos para abrirle camino a sus hermanos. 
Escalante y Uribe hicieron su trabajo durante los 30 meses  que ocuparon sus cargos. La Secretaría de Coordinación no resultó ser la “supersecretaría” que se esperaba porque la dinámica en la que se distribuyó el poder interno en el gobierno no lo permitió. Uribe, aunque joven se convertíó en un Secretario que atendía un sector que desde que nació conoció. Nadie puede asegurar que sus renuncias son vistas como un desplante, pero nadie puede garantizar que Gabriel y David son hoy los más felices. ¿O sí?
 
LA GRAN CEREZA:  El retiro de la candidatura a Miguel Sulub plantea un nuevo problema en la distribución de las cuotas de poder. Las posibilidades de que las personas más cercanas al gobernador del estado, y con quiénes construyó su carrera política podrían coincidir en el congreso local son altas. Edgar Hernández va por el VI distrito, de ganar estará ocupando una curul. El ex secretario de Gobierno, Roberto Sarmiento pudiera encabezar la lista de plurinominales. Gabriel Escalante también espera su turno, ¿y el ex presidente del PRI, Miguel Sulub? Para que el PRI pueda sentar a 4 plurinominales tendría que perder más de 7 distritos locales. El gobernador ha demostrado que no toma decisiones ni con el corazón, ni con el hígado, decidirá al presidente de la Gran Comisión en vías de favorecer a quién más posibilidades tiene de crecer políticamente. Sí quién en más confía es en Sarmiento, a quién más aprecia es a Edgar, a quién más considera es a Sulub, a quién más escucha es a Víctor Salinas, y su viejo amigo es Gabriel, ¿por quién doblarán las campanas?
 
EL CUENTO
 
Había una vez un ex secretario de Finanzas que administró para el PRI durante 12 años esa dependencia. Como actualmente no tiene trabajo, para ayudarse, rentó una propiedad familiar para que fuera la casa de campaña de la panista, Josefina Vázquez Mota. ¿Saben que responsabilidad tenía Judas en el grupo de Jesus? Era el tesorero.
¡plop¡
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s