EL MARATON DE NUESTRA BELLEZA

Publicado: 27/09/2010 en Uncategorized

Este sábado estuve en el cumpleaños de un amigo, aproveché para preguntarle a más de unos de los invitados si verían Nuestra Belleza México y más de la mitad dijo que no. La pérdida de interés por el concurso está fundamentada y el de este 25 de septiembre fue una muestra más.
Ganó quién debía ganar, la representante de Jalisco era la más guapa y no había discusión, en un concurso dónde el sureste del país no figuró excepto en la representante de Yucatán, por lo demás, era ella sola contra 14 candidatas del centro y el norte del país.
Nuestra Belleza fue el concurso que el único interés que despertó fue saber quien ganaría, la producción nos empujó quizás a la peor y más aburrida noche que en lo personal he tenido en los últimos tres meses.
Al peor estilo de La Academia, las 31 candidatas entonaron una hermosa canción dedicada a México y que las 31 se encargaron con esfuerzo de destrozar con sus voces, envueltas en sarapes por si alguien tenía duda de que en parte del mundo era el concurso.
Aún cuando las concursantes no tenían que cantar, encima las ponen a bailar primero con el opening y luego con tema de Enrique Iglesias readaptado para la ocasión para que durara los casi 6 minutos que duró y que lo único que inspiraba era que cada televidente que soportábamos eso y los asistentes al evento tuviéramos la oportunidad de pegarle con un bate al coreógrafo.
La conducción de Ernesto la Guardia y Marisol no pude ser más penosa, durante todo el concurso estuvieron preguntando a todos ¿están listos?,¿quién sigue?¿que nervios, que difícil tarea del jurado?¿ustedes que creen? Ahora le pregunto yo a ellos, ¿Se puede ser más tonto? Ni siquiera un telephronter los ayuda a ser menos cursi.
De nada valió que el concurso comenzara 16 minutos tardes para que luego todo fuera apresurado, corriendo, nadie vio a nadie, no hubo etapas, hubo carreras, de una vez en traje de baño, y aún más rápido los trajes de noche diseñados por Alberto Rodríguez.
¿Pero que tal el tiempo dedicado a perfumes Fraiché, Fuller comesticos y a calzados Andrea? Una y otra vez, una y otra vez fueron los protagonistas de la noche, para ellos hubo tiempo y más tiempo y más, y para variar hasta el aceite Nutrioli contrató a la mismísima Lupita Jones para que saliera con una botella del aceite de 24 pesos anunciándose en la tele.
No hubo tiempo para las chicas, fue un maratón de comerciales, 11 veces en total se fueron a comerciales con duración cada grupo de más de 5 minutos, por lo que redondeando vimos durante los 120 minutos, 55 minutos de comerciales, otros 15 dedicados en especiales o con comentarios o con participación de las candidatas a cuanto patrocinador se le ocurrió disfrazarlas de algo. Y otra vez Andrea y Fraiché y Fuller y las chicas en la fábrica de aceite Nutrioli y las chicas con los perfumes y probándose zapatos y durmiendo en los colchones Sealy, bueno todo menos el concurso.
Cronometrado, las candidatas durante el certamen estuvieron entre las tres etapas del concurso solo 21 minutos en pantalla.
Cosas buenas que destacar, la escenografía, las preguntas que le hicieron en la ronda final fueron buenas preguntas, complejas embarazosas para responder.
El mejor momento de la noche, fue la presencia de Lupita Jones portando el mismo vestido que usó en la final de Miss Universo 1991, ella sabe como robarse el show de la noche, y lo supo hacer sutilmente. Fue su decir, me voy como llegué, y quizás un reto a la actual Miss Universo, ¿podrá Jimena dentro de 19 años ponerse el mismo vestido rojo con el que ganó en agosto? Espero vivir para verlo.
La corona de la nueva Nuestra Belleza era tan fea e incomoda que en vez de estar tratándose de arreglarla y acomodarla hubiese dejado que se cayera al piso para que las 31 candidtas pasara una por una a pisarla y partirla en pedazos.
Michelle hizo lo que pudo, lo hizo bien allá, algo tuvo que faltarle para no estar ni siquiera entre las 15 semifinalistas, pero logró al menos que después de 8 años se volviera a hablar al menos de la candidata de Campeche.
Creo que no se debe esperar a mayo del próximo año para buscar a nuestra nueva representante, hay que empezar a trabajarla ya, porque buenos resultados no se logran en cuatro meses, y haya sido culpa de quien haya sido ese fue el tiempo que tuvo Michelle para prepararse, ¿Qué más se podía esperar?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s